jueves, noviembre 23

¿Evo dictador?

La historia política de los países latinoamericanos durante la década de los años 70 estuvo marcada por el ascenso al poder de regímenes militares que no aceptaban la posibilidad de que alguien tenga ideas distintas a las del régimen establecido, en este afán muchos líderes de la conocida como izquierda fueron eliminados de forma violenta y en algunos casos incluso se afirma que de forma sistemática.
La intolerancia a la opinión de aquellos que piensan diferente a nosotros es algo común en todas partes del mundo, sin embargo es una idea contraria a la democracia el esperar que una sola idea sea la que se imponga a un conglomerado humano – que por su propia naturaleza – tiende a ser distinto.
El Absolutismo fue una idea clara de poder acuñado en una sola persona, Luis XIV dijo de forma muy real: “El Estado soy yo” haciendo alusión a que Francia y todo lo que ella tenía estaban bajo su mando supremo, este poder duró más de medio siglo.
Los gobiernos militares que ascendieron al poder en América Latina fueron responsables de la muerte de miles de personas, asesinados solo porque pensaban diferente.
Hoy en día en pleno sistema democrático el Primer Mandatario de la Nación, Evo Morales Aima, ha tomado ciertas actitudes que bien podrían enmarcarse en lo dictatorial.
¿De qué sirve discutir por un año entero (o al menos lo que queda de éste) una nueva Constitución Política del Estado si los Asambleístas del M.A.S. saben que aprobarán la que sea enviada de Palacio Quemado sin siquiera analizarla?, concientes estamos todos de la escasa formación académica de muchos representantes que si bien tienen mucho de originarios tienen poco de constitucionalistas.
¿Para qué elegimos Prefectos si ahora el Presidente quiere borrarlos de un plumazo, aplicando la controvertida censura municipal que ya bastante daño provocó en la vida política edil?, ¿o no es verdad que cada año se viven épocas de inestabilidad en los municipios toda vez que los Consejos Municipales de fiscalizadores tienen poco pero de políticos mucho?.
¿Para qué sirve la Ley SAFCO Señor Presidente?, ¿qué acaso no es la forma de fiscalizar y controlar la cosa pública?, ¿qué quiere ahora... aplicar su control social?.
¿Qué nos garantiza un control social efectuado por líderes sindicales?, ¿porqué insiste en darle la espalda a la clase media que es la que paga impuestos y permite producción?.
Recuerde que Usted es Presidente de todos los bolivianos, incluso de aquellos a quién considera latifundistas, si bien es cierto que la opresión y el olvido se ensañó con una determinada clase social campesina u obrera, no puede Usted ser ciego ante las diferencias que sí deben marcar diferencia en toda sociedad y no me refiero al color de la piel ni el poder económico, hablo de la sapiencia científica, hablo de la capacidad intelectual y académica que en definitiva es la que relegó su gobierno.
Imponer una nueva Constitución, eliminar a los que están contra sus ideas, es una actitud dictatorial, no permita Sr. Presidente que la historia lo juzgue como tal.

No hay comentarios.: