jueves, abril 17

Evo Vs. La Empresa Privada


Por definición una empresa privada es una entidad que presta servicios y/o bienes para satisfacer las necesidades que existan, tiene afán de lucro y por lógica consecuencia quien invierte en ella busca réditos que justifiquen su inversión.
Bajo ésta definición macro bien puede ingresar la señora que tiene su puesto de venta en un mercado popular y que en calidad de intermediaria vende bienes comestibles a sus clientes, también estará el heladero que invierte en un cochecito refrigerante para poder vender helados en las puertas de los colegios y también se incluirá a quienes con una inversión mayor adquieren tecnología, capacitan a su personal y producen bienes – ya en cantidades industriales – tal el caso de las aceiteras.
En suma todos ellos son emprendedores que arriesgan su capital, su paz interior y por supuesto varios desvelos buscando mejores días, con el fin de lograr sus objetivos en su propio desarrollo pretenderán crecer y para ello deberán contratar a otras personas que presten sus servicios, así pues desde la secretaria del jefe, pasando por una serie de mandos intermedios, finalizando en el último operario esa empresa privada dará salarios, seguridad social, seguridad económica, requerirá proveedores, y el efecto multiplicador dentro la economía es infinito.
En los países más desarrollados se promueve bajo todas las formas a estos emprendedores, apoyando no necesariamente con subsidios estatales, pero sí garantizando estabilidad a sus operaciones, que en los más de los casos se resumen en poder producir, distribuir y por supuesto vender lo que se precise.
Lamento que en nuestro país (entre muchos otros) las cosas sean contrarias, empezando por los bloqueos que no permiten estabilidad en la adquisición de insumos y rematando con el propio Gobierno que cierra las puertas a la exportación dejando de lado todo el esfuerzo por obtener mercados. Ya las autoridades peruanas indicaron que si el aceite boliviano no llegará a su país ellos buscarán otros proveedores, cosa lógica ya que si a nosotros nos vendían pan de una tienda en particular y durante un cierto tiempo no tiene el producto usted hace lo mismo, se va y compra en otra tienda.
Lo mismo ocurre con el tema de la ropa usada, el Gobierno políticamente acepta dar más plazo para que ésta se comercialice en desmedro de la industria nacional, ¿a qué estamos jugando?, ¿quién se preocupa responsablemente del aparato productivo nacional?, ¿qué dicen Oruro y Potosí – donde el MAS tiene aún respaldo - ahora que los precios de los minerales suben y Bolivia, como siempre, parece no hacer nada para aprovecharlo?.
El Gobierno habla de nacionalización ante la primera reacción de los empresarios cual slogan barato que pretende sostener sus ya debilitados argumentos. Evo Morales no sabe de economía, eso está demostrado, su entorno le sigue la corriente y en el afán de ser más cubanos y venezolanos nos alejamos más de lo que la mayoría del mundo entiende por desarrollo.
Recuerde Presidente que si su gente lo sigue cual ovejas es por dinero, no por sus ideales Socialistas ni su origen indigenista, en algún momento tendrá que darse cuenta que el Socialismo precisamente cayó por no tener una posibilidad real de sostenerse y sus cheques chavistas se terminarán y su castillo de cristal se vendrá abajo. El ciudadano común de a pié busca mejores días para su propia vida, quiere estabilidad para poder trabajar, lo mismo que el empresario que busca la misma calma y tranquilidad de poder invertir y que las reglas de juego se mantengan, su Gobierno dista mucho de poder otorgar estas garantías, más al contrario apunta a asesinar a la empresa privada a toda costa, olvidando que una economía saludable no viene del gasto público más al contrario proviene de la inversión que en todo caso produce empleo.
¿Quién seguirá en su cacería de brujas Sr.Presidente?, ¿las cementeras (como ya anunció Hugo Chávez en Venezuela)?, ¿las clínicas privadas?, ¿las universidades privadas?, ¿las industrias?. Usted equivoca el camino Sr. Morales y por ello se verán afectados aquellos que son los que más necesitan trabajar, aquellos que buscan empleo. Usted claro ya no requiere trabajo, vive de ser dirigente sindical desde hace muchos años y ahora de la manga estatal, ¿qué le puede importar la familia de un operario de una empresa aceitera?.
Bolivia vive perdiendo mercados mientras los países más desarrollados luchan para obtener más, bien decía Peter Drucker (escritor y consultor austriaco 1909-2005) “Donde hay una empresa de éxito, alguien tomó alguna vez una decisión valiente”, en el caso de nuestro país decisiones muy, pero muy valientes.

5 comentarios:

Akinol dijo...

See Please Here

Anónimo dijo...

Y qué hacemos con los empresarios explotadores??

Home Broker dijo...

Hello. This post is likeable, and your blog is very interesting, congratulations :-). I will add in my blogroll =). If possible gives a last there on my blog, it is about the Home Broker, I hope you enjoy. The address is http://home-broker-brasil.blogspot.com. A hug.

Anónimo dijo...

Durante décadas los empresarios privados en bolivia han tenido al gobierno como "socio" de sus grandes emprendimientos, sin embargo, que han hecho a su vez por bolivia y los ciudadanos comunes de a pie?? Donde estan los frutos de tan lucrativas empresas privadas que han operado libremente y con tanto apoyo de anteriores gobiernos en nuestro país? Despues de todos estos años, no deberíamos ser ya un país con salarios justos, seguridad económica y social como usted dice?? O al menos; haberlo sido alguna vez?? Lo cierto es que si bien en los países desarrollados que menciona se promueve a los empresarios privados, estos también tienen que cumplir ciertas condiciones normadas por leyes que les obligan a retribuirle al país los beneficios obtenidos en sus empresas, por ejemplo mediante el pago de impuestos estrictos, salarios y beneficios sociales justos, que permitan a la clase trabajadora una vida digna y, entre otras cosas más, "producir, distribuir y por supuesto vender lo que se precise" lo dijo usted mismo. Pero que pasa en Bolivia? Porque a nuestros empresarios privados les importa más exportar que abastecer el mercado interno? Los precios internacionales son mayores que en el mercado interno y por eso les conviene más exportar y, mejor aún, vender en el interior al mismo precio que al exterior o simplemente desabastecer el mercado interno porque paga menos. Le parece a usted que eso es brindar seguridad social y económica?? Acaso no es precisamente el Estado el que debería velar esa seguridad para sus ciudadanos?? Yo no soy un experto, pero no creo que hagan falta dos dedos de frente para darse cuenta que el tipo de empresarios privados que tenemos en bolivia, hábidos de ganancias, sin un ápice de patriotismo y que durante décadas se han aprovechado del país y de sus gobernantes para enriquecerse dejando a Bolivia siempre sumida en la miseria, le hagan realmente falta a nuestro país! Si estos empresarios hacen sus fortunas en bolivia, con los recursos naturales de bolivia y gracias a la mano de obra boliviana, acaso no estan a cambio obligados a asegurar el abastecimiento en primer lugar de Bolivia, a precios justos, sin especulaciones y sin aprovecharse de la situación para enriquecerse vilmente a costa del boliviano común de a pie??!! Despues de todo, BOLIVIA NO NECESITA A LOS EMPRESARIOS PRIVADOS MÁS QUE ELLOS A BOLIVIA!! O acaso cree usted que un productor de aceite en USA podría meterle los dedos a la boca al gobierno elevando arbitrariamente los precios de su producto con el único propósito de obtener mayores ganancias especulando con los precios del mercado internacional??!! Yo no lo creo!!

Anónimo dijo...

Bolivia es una nacion fallida, no tiene solucion, si no es Evo es otro con su misma ideologia socilista-indigenista. Bolivia no tiene esperanza, rechaza el concepto de capitalismo y mercados. Boliva podra tener muchas riquezas pero nunca la van a explotar.

Le sugiero emigrar al Peru donde la economia si crece, se promueve a la empresa privada nacional y extranjera. Donde ser cholo o blanco no es impedimento para progresar y abrazar el capitalismo.

Saludos