viernes, agosto 14

¿Evo Vs. Todos?


En las últimas horas ha oficializado su candidatura un abanico interesante de “opositores”, entre estos incluso figura el ex presidente Jorge Tuto Quiroga, de quien mucho se habla que de opositor tuvo poco y que ahora pretende fundar su programa de gobierno en hacer de Bolivia “el corazón energético, ecológico, verde y limpio de Sudamérica y la capital mundial de las baterías de Litio” . Por otro lado el empresario Samuel Doria Medina también se lanza a su propia carrera y el Ex Alcalde y Prefecto de Cochabamba, Manfred Reyes Villa, inaugura ya sus casas de campaña.
Por su lado el presidente Evo Morales ya anuncia que luego de su victoria en las elecciones de diciembre no negociará con la derecha, mientras sus dirigentes sueñan con ganar con un margen de 75% de votación nacional (dicho de viva voz por Humberto Bracamonte, miembro de la Comisión Política del MAS).
Considerando que según datos un 60% del país (principalmente la zona andina, el área rural de Cochabamba y Sucre) emitirán un voto consigna por el MAS, le queda al resto del país (un aproximado de 40% centrado en Santa Cruz, Pando, Beni, Tarija y las capitales de Sucre y Cochabamba más reducidos grupos de descontentos de La Paz, Oruro y Potosí) intentar unificar una sola postura ya que resultará difícil siquiera pretender vencer al binomino masista.
La retórica se aleja mucho de la realidad ya que en los hechos todos los de la “derecha” pretenden ser los que podrán cambiar las cosas en el país, ninguno (salvo quizás Víctor Hugo Cárdenas) quiere ser menos que presidente. Al paso al que vamos, la situación en septiembre mostrará varios candidatos que querrán pelear al presidente Morales al menos cuotas de poder en la Asamblea Plurinacional. Esto es un problema de actitud, de intereses económicos y de falta de inteligencia en poder articular un proyecto común que sea realmente convincente contra el gobierno masista.
Las propuestas como la de Jorge Quiroga en sentido de que seamos un corazón verde ecológico boliviano raya en el fatal error de la poca credibilidad, de nada sirve la poesía en política si no está acompañada de cifras, datos reales y estudios que puedan dar fe de la viabilidad de sus intenciones, en esto el candidato Doria Medina es más inteligente y centra su programa en un aspecto altamente criticado al MAS: retomar lo económico y fomentar el aparato productivo del país, temas reales y alejados de la excesiva politización en la que vivimos. Definitivamente la idea de “Pongamos Bolivia a trabajar” suena más interesante que la propuesta de Tuto Quiroga. Habrá que esperar un poco para ver la propuesta que tienen Manfred Reyes Villa y Víctor Hugo Cárdenas.
En todo caso cualquiera sea el planteamiento de estos, se verá una división del voto contrario al MAS, es decir en vez de de fortalecerse se debilitarán y seguramente terminarán con pequeñas cuota de poder que nada podrán hacer ante la mayoría masista que copará el Legislativo y que será fruto del voto ciego que exige y obtiene el MAS en el campo.
Si no se da una unión firme entre candidatos, ni Manfred, Victor Hugo o Samuel podrán ser rivales de peso y esto provocará una nueva victoria de Evo Morales.
Como bien dicen: “al pan, pan y al vino, vino”.

No hay comentarios.: