jueves, enero 7

Mucho ruido y pocas nueves


Cuando William Shakespeare escribió su comedia musical “mucho ruido y pocas nueces” (Much ado about nothing) no imaginaba la significación que dicha frase podría tener muchos años después de su muerte y en torno a temas tan variopintos como la política o la propia vivencia social.
Recientemente el Canciller peruano José Antonio García Belaúnde, utilizaba este término haciendo referencia que las diferencias entre Perú y Bolivia eran meramente ideológicas, y desechaba la existencia de un conflicto real entre ambos países, comentario por demás agradable en materia diplomática ya que todo conflicto es mal visto y las relaciones entre pueblos hermanos nunca deben de lastimarse o romperse a costa de las opiniones – muchas veces tergiversadas – de mandatarios que no siempre reflejan el sentir de sus pueblos.
Sin embargo este dicho también puede aplicarse en un sin fin de aspectos dentro la política de las naciones y Bolivia no es la excepción, sea el tema de la basura, la postulación del ex Alcalde Terceros, la salida de Manfred Reyes del país o simplemente las declaraciones de algunas autoridades nacionales. Tal pareciese que nos gusta vivir con el Jesús en la boca, tenemos una cierta tendencia al morbo, a lo sensacionalista, a incrementar las crisis en lugar de apagarlas, sin embargo cuando parece que la cosa va a estallar simplemente “no pasa nada”.
Independientemente de los problemas por los que atraviesa toda nación, la cultura imperante en las y los habitantes de un país es un factor importante y es menester que se desarrolle en la ciudadanía una madurez que permita promover estabilidad y por ende desarrollo.
Es preciso que tanto los miembros de la sociedad como las autoridades identifiquen estabilidad en todas sus actividades y declaraciones, consoliden una nueva cultura que erradique las diferencias y siembren equidad en diversos aspectos permitiendo el crecimiento individual y grupal de la sociedad a lo largo de este nuevo año.

1 comentario:

jhon dijo...

El termino tiene sentido que no hay una equidad entre bolivia y peru que quiere desir esto que no tienen buenas relaciones con el paiz hermano este termino lo utiliza el canciller peruano por el conflicto de ambos paises este conflicto es mal visto y la mala relaciones entre ambos paises podemos desir que aumento la crisis y los problemas en lo que atravieza la nacion, lainmadurez de la ciudadania equidad y el desarrollo permiten promover una estabilidad en la nacion.""""""""""""jhonny diaz c."""""""